L'arc en ciel

Poesía

Comprendo tu prudencia, no puedo regresar. Ahora ya sé que es lo mejor para ti. Solo puedo hoy pedirle al canto de los pájaros, por la lluvia en el verano, para que pueda darme lentamente, un arco iris.

Autor

1996 | Sin medida : Dos sentidos

Poesía

I

Libre soy de mirar soplar al viento
y de escuchar al silencio murmurar
sobre la fina cresta de una ola
en la muy remota playa de algún mar.

Libre soy como el sueño de una siesta
como el verde del cardo y del olivo
como el blanco blancor de la azucena
por ser libre me entrego y me desvivo.

Libre soy como lo es la primavera
que al frío o al calor puede entregarse
que hojas, flores, pétalos y lluvia
por doquier, maliciosamente esparce.

Libre soy pues la libertad me llama
me seduce, me incita con su ruego
me busca y me acorrala de a poquito
me pide que me entregue y yo me entrego.

II

Yo vi crecer de brote aquellos tallos
en urticantes giros y vaivenes
yo vi caer del sol algunos rayos
sobre los almacenes,
que almacenaban sangre, furia y lodo
de una tierra aplastada por pisadas
yo vi caer del cielo rabia, todo,
y la sonriente estela de la nada.

Yo vi a la luna tramando su ritual
sobre campos de estiércol aún candentes
en las jóvenes espigas del trigal
despilfarrando gentes,
ahora ultrajadas de su labranza
de todas sus costumbres y quehaceres
pidiéndole a un barrote una esperanza,
desgargantándose en los almacenes.

Por tierra dieron sueños y emociones
virtuosa soledad de soledades
de hombres y mujeres labradores
en roncas tempestades.
¡Qué cruel! ¡Qué gran condena de condenas!
¡Qué amarga rebelión del pensamiento!
cuándo vendrá el que pula las cadenas
de tanto y tanto fuego y descontento.

Yo vi llegar al cielo a aquellos tallos
y vi tocar las nubes con sus manos
y luego vi caer entre la lluvia
y resurgir de un golpe entre los llanos.
Yo vi erguida al sol tras la cosecha
a mil millones de almas predispuestas
y a esos hombres de roca esmerilada
que tan y tan bien las tienen puestas.



También te interese otros contenidos de L'arc en ciel:

Prólogo
1979 Tarde XV : Un sepulcro junto al mar
1989 | Alhambra : Al destierro de Mio Cid
1996 | Sin medida : Glosando a Miguel Hermández, poeta
1996 | Sin medida : Los heridos
1996 | Sin medida : Las cárceles
1996 | Sin medida : El huerto
1996 | Sin medida : legado
1996 | Sin medida : Sin medida
2006 | Alto Paraná : Río y libertad
2006 | Alto Paraná : Coplas de la tierra al río
2006 | Alto Paraná : Coplas del río a la tierra
2006 | Alto Paraná : Alto Paraná
2006 | Alto Paraná : El dorado
2006 | Alto Paraná : Recetas de amor junto al río
2006 | Alto Paraná : La yarará
2006 | Alto Paraná : Paraná Miní
2006 | Alto Paraná : Bajo Paraná
2006 | Alto Paraná : Puerto Constanza
2006 | Alto Paraná : La leyenda de la flor del irupé
2010 | A un mundo imaginado : A un mundo imaginado
2010 | A un mundo imaginado : Aún te espero
2010 | A un mundo imaginado : Las heridas
2010 | A un mundo imaginado : Tu recuerdo en mi piel
2010 | A un mundo imaginado : Del mar sombrío en una tarde de verano
2010 | A un mundo imaginado : Martes
2010 | A un mundo imaginado : Égloga de agosto
2013 | Claroscuro
2015 | L'arc en ciel

Comentar este contenido

Tu Nombre

Tu Comentario (Máx.140 caracteres)

Ingresa el siguiente código de seguridad